¿Quieres comprar los libros de Luis Celaá?

Libros de Luis
Pon tu la dedicatoria

Registro en Safe Creative

Safe Creative #1501290156808 329cbb4b-18b8-3553-86d7-4d84d252b798

Traductor / Translate

Mostrando entradas con la etiqueta Bibliotecas públicas. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Bibliotecas públicas. Mostrar todas las entradas

miércoles, 1 de diciembre de 2010

Actividades culturales en bibliotecas



Bibliotecas: Lugares dónde se guardan libros para su consulta, préstamo y lectura. Es un sitio maravilloso que últimamente está en desuso aunque siempre se llenan en épocas de exámenes tanto de universitarios como de bachilleres.
En Madrid tenemos la fortuna de contar con varias bilbiotecas. Algunas son auténticas joyas, no sólo por su arquitectura o su entramado sino también por las innumerables maravillas literarias que allí puedes encontrar. 
La comunidad de Madrid pone a nuestro alcance todo ello con tan sólo hacerte un carnet de usuario totalmente gratuito (además con ese carnet tienes derecho a una hora de uso de ordenador en algunas de las más de quince bibliotecas de la capital de Madrid)
Últimamente se programan actividades paralelas para fomentar tanto la cultura cómo el hábito de leer. En éste blog os vamos a poner unas pocas que se van a efectuar en los próximos días en algunas bibliotecas pero te recomendamos que preguntes en alguna biblioteca cercana a tu domicilio o que te fijes en la publicidad que hay en varios folletos en los expositores.
Biblioteca de Arganzuela: Calle Arganda,12. Metro Pirámides. Teléfono: 914761603 
Desde octubre llevan haciendo diversas activades cómo el Cuentacuentos, del cual todavía puedes disfrutar el jueves 16 de diciembre en una representación especialmente diseñada para niños de 3 a 12 años:  "Momanicotenga: Historias musicales"  Dirigida por Maite Molina, a partir de las 18 horas.
El 17 de diciembre, viernes, podrás disfrutar de otro cuentacuento, "Cuento Viajero". También a partir de las 18 horas por Fundación Sindrome Down.
También han hecho varios talleres cómo el de filosofía del que todavía puedes ir y aprender el próximo martes 21 de diciembre de 10´30 a 12`30 horas. El taller es impartido por Maria Luisa López Cabrejas
Así mismo hay un club de lectura impartido por Ignacio Miranda los próximos días 2 y 16 de diciembre, de 11 horas hasta las 12:30 horas.
Biblioteca de Barajas: Avenida de Logroño, 179. Centro Juvenil Gloria Fuertes. Metro Alameda de Osuna. Teléfono: 913120258.
También llevan dos meses de actividades. Todavía puedes disfrutar del cuentacuentos de "Manu y los cuentos de la maleta". Por Manu Alburquerque. El próximo día 13 de diciembre, desde las 18 horas.
Hay varios talleres aún abiertos, os destacamos el Taller de Animación a la lectura que dura hasta el 20 de diciembre, los lunes a partir de las 18 horas. Impartido por Jamacuco. El Taller de los SEntidos, por Face 2 Face Theatre. Los miércoles hasta el 15 de diciembre. A partir de lass 17:30 horas. Otro taller muy recomendable es el Taller de escritura, hasta el próximo 16 de diciembre, de 18:30 a 20:30 horas todos los jueves. 
Y si lo tuyo es practicar inglés para aprenderlo o perfeccionarlo no te puedes perder las tertulias en inglés impartidas por James Coney, los miércoles hasta el 15 de diciembre. A las 19 horas.
Biblioteca de Carabanchel. Calle Hermanos del Moral, 15. Metros Urgel y Marqués de Vadillo. Teléfono: 914726064
Aún puedes disfrutar el cuentacuentos de "La Cebra Camila" por Ainhoa Fernández. El 9 de diciembre a partir de las 18 horas.
Hay algunas actividades para adultos, como "Las Historias para Adultos". por Manu Alburquerque, el día 1 de diciembre a partir de las 11 horas.
Bilbioteca La Chata. Calle General Ricardos, 252. Metros Eugenia de Montijo y Carabanchel. Teléfono: 914220533 (Hay servicio de intérprete en Lengua de Signos Española de 17 horas a 20 horas)
Cuentacuentos: "Cuentos de la maga Trapisonda". Por Beatriz Montero. Día 15 de diciembre, a partir de las 18 horas. Cómo Taller destacamos el Taller Literario sobre Madrid y Club de Lectura. Por: Carmelo Hernando. Todos los jueves hasta el 16 de diciembre. Horario: 10:30 a 12:30 horas.
Bilbioteca Pública Pedro Salinas. Distrito Centro. Plaza Puerta de Toledo, 1. Metro Puerta de Toledo.
En ésta bilbioteca han primado en éstos meses las charlas, conferencias, mesas redondas y las tertulias. De las que aún quedan por realizarse os recomendamos una con tintes históricos: " La Revolución Francesa: El Inicio de la Edad Contemporánea". Llevada por Miguel Arenas Lugea. Jueves 16 de diciembre. 19 horas.
Cómo cuentacuentos, aún os queda por disfrutar el del próximo viernes 10 de diciembre. "La cajita de los chiquicuentos". Por: Carlos Alba García. Horario: 18 horas.


sábado, 29 de agosto de 2009

Intentando estudiar en la biblioteca. Sigo en ello...



Hoy como era viernes, me digo cuando me he levantado con mi querida amiga, la tercera pierna mirando a Eibar... No, compañera hoy no se puede. Vamos a tomar el día con filosofía, vamos a la biblioteca prontito para estudiar.
Total que después de hacer unas gestiones bancarias que eran menester hacerlas con prontitud entre otras cosas para que no me cortaran la luz y tal... A ver como coño escribo en el ordenador si no hay luz, eh? de vez en cuando hay que pagar, a ver que remedio...
Pues eso, que me enrollo como las persianas, que después de hacer todas las cositas me voy a la biblioteca, con la cabeza todavía embotada del día anterior. Casi no pude dormir. Tuve una extraña pesadilla de boligrafos que caían a mi alrededor, lapiceros volando, libros que cerraban y abrían violentamente... aaaaarghhh!!!
Debido algún extraño milagro de esos que suceden de vez en cuando (como cuando mi amigo Paco, por ejemplo, intenta aparcar y aunque sea un domingo y esté llenísimo Leganés de coches aparcados y no haya una sóla plaza él encuentra aparcamiento.. ¿milagro? ¿Flor en el culo? ¿paradoja espacio-temporal?..) pues debido a ese milagro, encuentro un maravilloso sitio en todo el medio de la biblioteca junto a una enjuta chica que estaba debajo de cuatrocientos ventisiete jerseys y a una enooooorme mujer que asustaba mirarla, asi que no la miré. (no era por miedo, era por respeto. Qué conste)
Dos minutos. Fue el tiempo que tardé en oir el primer ruido. Y a eso se sucede un extraño fenómeno que sólo sucede en los sitios dónde se supone que tenemos que estar en silencio (bibliotecas, hospitales, tanatorios, museos...). La gente intenta aguantar el silencio pero debido a una extreña genética en el ser humano. No podemos. Es imposible que estemos quietos en nuestro libre albedrío. O nos dan una hostia bien dada o no paras de moverte... pero para ello necesitas lo que yo llamo "primer ruido" (joder, qué listo soy.. se nota que estudié en Leganés, eh?)
En cuanto alguien hace el primer ruido es como una liberación para los demás. Como cuando eramos pequeños y nos decían que estuvieramos quietos. Lo estábamos seis segundos hasta que jaimito se tiraba un pedo. Entonces todos detras a correr, empujarnos, pegarnos... y si nos echaban la bronca.. ha sido él. Ha sido jaimito.
Pues ésto es algo parecido. Alguien mueve una silla o tose o tira vehementemente los boligrafos contra el maltratado pupitre. Entonces una ola desencadenada de ruidos se suceden en la otrora silenciosa biblioteca... Sillas moviendose, gente que va al baño como si le pesaran los pies, portazos, libros cayéndose, putas carpetas de Velcro (¡¡Dios,como odio las putas carpetas de Velcro!! Para mi próximo cumpleaños me pediré la dirección del subnormal que se las inventó para meterle un calabacin por el orto por haberme maltratado psicológicamente...)
Así durante dos horas y media, asi que cuando ya no podía aguantar más ruidos, más empujones, más mongol@s susurrando (que casi hablan más alto que cuando se supone que hablan.. ¡¡Dios!!!) decidí muy sabiamente y después de mirar que eran más de la una que la semana bibliotecaria había finalizado.
Recogí mis bártulos mientras Vietnam estallaba a mi alrededor. Me fui a mi casa a dejar el libro (inocentemente me deje algunos apuntes en la mochila...) y a coger un bañador y una toalla para darme un bañito en una piscina muy cuca que está cerca de dónde yo vivo que para eso estamos terminando agosto, hay que aprovechar, ¿no?

viernes, 28 de agosto de 2009

Intentando estudiar en la biblioteca. Primeros escarceos..



¿Habeis probado alguno de mis queridos lectores a intentar ir a estudiar a una biblioteca en verano? Es algo un poco difícil. Es más fácil que mi querido C.D. Leganés gane la liga que te concentres tres horas seguidas en una biblioteca pública.
Y no lo digo por decir o porque me lo hayan contado (bueno también me han contado algunas e increíbles anécdotas...) pero os lo cuento porque lo estoy viviendo en primera mano. Cada santo y caluroso día de éste verano del año 2009.
Me apunté en primavera a una oposición que iban a salir para finales de septiembre de éste año de auxiliar de administrativo, tambien me compré el temario y me apunté en una academia, eso unido a que Correos me dió una patada en el culo a principios de Julio hizo que me tomara bastante en serio la preparación para éste examen, ya sabeis si no puedes con el enemigo únete a él...XDDDD
Asi que alterné las clases de academia con las frecuentes visitas a la biblioteca de "mi barrio", o sea la que me pilla más cerca de casa. Qué está situada en la Calle Doctor Esquerdo número ciento y pico mil... no tengo ni la más pajolera idea del número pero debe ser cerca del doscientos porque es al final de la calle, cerca del metro pacífico...
Y según ha ido avanzando el verano, cada día es más difícil de estudiar y de concentrarte. Cada vez que la gente ve que tiene más cerca los examenes de septiembre vienen más y además intentan estar más horas estudiando. Lo de "intentan" está comprobado que el ser humano es imposible de que se esté quieto ni veinte minutos seguidos... ¡¡Veinte jodidos minutos seguidos!! joder, ¿Es tan difícil estar veinte minutos seguidos concentrados intentando leer o repasando apuntes, haciendo esquemas, pasando apuntes a limpio.. pues para mí y un mínimo de porcentaje de usuarios de las bibliotecas públicas pues no, pero para el 98.23 % de lo individuos que van pues sí.
Llegan, y aparte de que cada uno que viene ocupa tres sitios, tiran la carpeta/libro de mala manera encima de la mesa. Se sientan arrastrando la silla como si el material de que está compuesto el mueble pesara quinientos kilos o algo así. Vuelven a arrastrar la bendita silla otras quince o dieciseis veces hasta que encuentran la posturita. Vuelven a abrir la mochila, sacan un estuche con: tres lapiceros, dos sacapuntas (¿Dos sacapuntas con dos agujeros cada uno, para que coj...?), un montón de boligrafos de variados colores y tonalidades (una chica delante de mi hoy, ha sacado ¡¡siete bolis!!! joder, ¿pensabas escribir la segunda parte de guerra y paz?), diferentes rotuladores fluorescentes para remarcar de cuatrocientos colores seguidos el libro y dejarlo ilegible, cuatro o cinco gomas de borrar ¿?, y un largo etcétera de objetos destinados a la escritura y subrayado de apuntes... Claro empiezan a hurgar la mochila, abro cremallera, saco un boli, cierro cremallera, saco no se qué, asi media hora, cuando no lo encuentran. Se mosquean y tiran la papeleria portátil que llevaban en la mochila de mala manera en la santa mesa. Sacan los apuntes que los tienen en unas putas carpetas que se han puesto ahora de moda y que son transparentes y tienen.. ¡¡¡VELCRO!! Me cago en todas las geniales ideas de los fabricantes de material de papelería. ¿¿ PARA QUE COÑO PONEN VELCRO A UNA JODIDA CARPETA?
Bueno.. después de que llevan media hora sacando cosas y consiguen sacar los apuntes de la carpeta, cogen las treinta hojas donde están escritos los apuntes y se ponen a dar golpecitos en la sufrida mesa para colocarlos ¿?¿?¿? Si no los habeis sacado de la carpeta porqué estarían descolocados ¿?¿?¿? Cuando parece que se calma la cosa, tu te concentras y te pones a estudiar se ponen a ... 1) sonarse los mocos, o 2) hablar/vacilar/susurrar con el compañero que está al lado/enfrente, o 3) a pasar las hojas a mala hostia, como si ellas tuvieran la culpa de que tu tienes el examen en tres días y no tienes ni idea...
Después de hacer todo el ruido se levantan al servicio, claro, los pobres no aguantan como deben llevar unos veinte minutos sentados.... Y así todas las mañanas, todos los días, toda la gente que va, bueno.. casi toda. Porque el colmo de los colmos es un abuelo que por los dos enormes libros que ha cogido debía de ser ruso o algo así (estaban escritos con caracteres cirílicos, el lenguaje que utilizan en los paises ex-URSS) abre los dos libros ocupando media mesa (eran de tamaño gigante cada libro...) se concentra en la lectura, se apoya las manos en la cabeza y se pone a dormir... flipo. Cada día flipo más con las bibliotecas. Menos mal que para pasar apuntes, repasar o hacer esquemas no me hace falta silencio absoluto porque creo que dónde menos silencio hay en toda la biblioteca es en la zona dónde más debería haberlo. En la sala de lectura/estudio. Que parece una lonja de Cantabria a las siete de la mañana de un sábado. ¿No entiende la gente que sus ruidos constantes pueden molestar a los demás?¿ES tan difícil de comprobar?
Pues hay menos ruido en la zona de los ordenadores, o dónde está la gente leyendo el periódico que en la zona de estudio... Iba a contar algo sobre la superwoman de la guarda jurado pero ya no me queda más espacio para hoy asi que os lo contaré mañana....